Contact Us

Newsroom

En Español

 

El Inventario de Emisiones Tóxicas del 2011 de EPA indica que los contaminantes de aire continúan bajando / El total de sustancias químicas tóxicas aumentó como resultado de la minería

WASHINGTON--El total de las emisiones tóxicas al aire en el 2011 bajaron un 8 por ciento del 2010, debido mayormente a reducciones en las emisiones de contaminantes atmosféricos peligrosos (HAP, por sus siglas en inglés) aún cuando el total de emisiones tóxicas de sustancias químicas tóxicas aumentó por segundo año consecutivo, conforme al informe anual del Inventario de Emisiones Tóxicas de la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (EPA, por sus siglas en inglés) publicado hoy.

El informe TRI anual provee a los ciudadanos información vital acerca de sus comunidades. El programa del TRI recopila información sobre las emisiones de ciertas sustancias químicas al aire, al agua y en el suelo, así como información sobre las actividades de manejo de desperdicios y prevención de contaminación realizadas por instalaciones de todo el país.

“El Inventario de Emisiones Tóxicas provee un acceso amplio a valiosa información ambiental. Esto desempeña un papel crítico en los esfuerzos de EPA para fiscalizar a los contaminantes e identificar y destacar a aquellos que están tomando pasos para prevenir la contaminación”, declaró la administradora de EPA Lisa P. Jackson. “Desde 1998, hemos registrado una disminución constante en la cantidad de sustancias químicas del TRI emitidas al aire y desde el 2009 solamente, hemos visto una reducción de más de 100 millones de libras en las emisiones de contaminantes atmosféricos del TRI entrando a nuestras comunidades. Este éxito notable se debe en parte a los esfuerzos concertados de la industria, las autoridades de reglamentación y los grupos defensores de los intereses del público por limpiar el aire del cual todos dependemos".

Entre los contaminantes atmosféricos peligrosos (HAPs, por sus siglas en inglés) demostrando una reducción figuraron el ácido hidroclórico y el mercurio. Las razones probables por las reducciones vistas durante los pasados años incluyen el cambio del carbón a otras fuentes de combustible y la instalación de tecnologías de control en plantas eléctricas que funcionan a base de carbón. Las emisiones a las aguas superficiales bajaron en un 3 por ciento y las emisiones a la tierra aumentaron en un 19 por ciento desde el 2010, con este último debido primordialmente al sector de la minería de metales, como se explica a continuación.

Muchas de las emisiones provenientes de instalaciones TRI son reguladas bajo varios programas y requisitos de EPA diseñados para limitar el daño a la salud humana y el medio ambiente.

Los datos del TRI del 2011 muestran que se dispusieron o se emitieron al medio ambiente (al aire, al agua o en el suelo) 4.09 mil millones de sustancias tóxicas, cifra que representa un aumento de un 8 por ciento en relación con el 2010. La diferencia se atribuye mayormente a aumentos de la disposición en el suelo en minas de metales, que comprenden típicamente instalaciones de gran tamaño que manejan un gran volumen de material. En ese sector, aun un pequeño cambio en la composición química del mineral explotado que, según EPA entiende, es una de las razones aducidas para el aumento de las emisiones totales notificadas, puede ocasionar grandes modificaciones en la cantidad de sustancias tóxicas notificadas en el ámbito nacional. Otros sectores industriales, incluso el sector de manejo de desperdicios peligrosos, registraron aumentos más pequeños en las emisiones.

La EPA ha mejorado el informe del análisis nacional del TRI del presente año al agregar nueva información sobre los esfuerzos hechos en diferentes instalaciones por reducir la contaminación, los puntos de vista sobre por qué se han reducido las emisiones al aire y un análisis más detallado de las emisiones en terrenos tribales. Con este informe y con las herramientas virtuales del TRI de la EPA, la ciudadanía puede acceder a información sobre las emisiones de sustancias químicas tóxicas enumeradas en el TRI en sus comunidades y en todo el país.

Los datos del TRI son presentados anualmente a EPA, los estados y tribus por las instalaciones de varios sectores de la industria, tales como la manufactura, la minería de metales, la generación eléctrica e instalaciones comerciales de manejo de sustancias peligrosas. Las instalaciones deben notificar sus emisiones de sustancias químicas tóxicas a la EPA conforme a la Ley federal de Planificación de Emergencias y del Derecho a Saber de la Comunidad (EPCRA, por sus siglas en inglés) a comienzos de julio de cada año. La Ley de Prevención de la Contaminación de 1990 también exige información sobre las actividades de manejo de desperdicios relacionados con sustancias químicas del TRI. Además, la aplicación móvil del TRI, myRTK, (por sus siglas en inglés, mi derecho a saber, que existe en inglés y español) presenta geográficamente las instalaciones cercanas que informan acerca del programa TRI, así como instalaciones que obtienen permisos de EPA para asuntos de aire, agua, o el programa de desechos peligrosos.

Para más información sobre el análisis del TRI del 2011 y las herramientas virtuales del TRI, consulte el siguiente enlace en español: www.epa.gov/tri/tridata/tri11/nationalanalysis/sp .

Para más información sobre myRTK, una aplicación del TRI de la EPA para dispositivos móviles, consulte el siguiente enlace en español: www.epa.gov/tri/myrtk/spanish.

Para más información (en inglés) sobre las actividades realizadas por diversas instalaciones para reducir las emisiones de sustancias químicas tóxicas, consulte el siguiente enlace: www.epa.gov/tri/p2 .


Fecha de publicación:01/16/2013 Reciba nuestros comunicados de prensa automáticamente por correo electrónico