Contact Us

Newsroom

Comunicados en Español

 

San Antonio acuerda efectuar $1.1 mil millones en mejoras a sistemas de alcantarillado para cumplir con Ley de Agua Limpia

Washington—La Agencia de Protección Ambiental de EE.UU. (EPA, por sus siglas en inglés) y el Departamento de Justicia anunciaron hoy que el Sistema de Agua de San Antonio (SAWS, por sus siglas en inglés) acordó realizar mejoras significativas para reducir los desbordamientos de su sistema de alcantarillado y pagar una multa civil de $2.6 millones para resolver infracciones a la Ley de Agua Limpia (CWA, por sus siglas en inglés) que surgieron como resultado de descargas ilegales de aguas residuales sin tratar. El estado de Texas es un co-demandante en este caso y recibirá la mitad de la penalidad civil.

Cuando los sistemas de aguas residuales se desbordan, descargan aguas residuales sin tratar y otros contaminantes a las vías acuáticas locales, amenazando así la calidad del agua y contribuyendo a cierres de playas y brotes de enfermedades. Para entrar en cumplimiento con la CWA, incluyendo medidas de remediación tomadas durante las negociaciones de las partes y las medidas globales requeridas conforme al arreglo, se espera que el SAWS gastará $1.1 mil millones de dólares para entrar en cumplimiento.

“EPA está trabajando con ciudades en todo el país para proteger las aguas de la nación de los desbordamientos de aguas residuales sin tratar que amenazan la salud pública”, declaró Cynthia Giles, administradora adjunta para la Oficina de Acatamiento y Cumplimiento de EPA. “Las mejoras y actualizaciones acordadas en este acuerdo protegerán a la gente de San Antonio y comunidades circundantes al reducir las aguas residuales sin tratar en el agua”.

“EPA está trabajando con ciudades a través de todo el país para proteger las aguas de la nación de los desbordamiento de aguas residuales sin tratar al comprometer a San Antonio a realizar reparaciones inmediatas tan necesitadas en sus alcantarillados así como mejoras a largo plazo en la operación, gestión y mantenimiento de su sistema”, sostuvo Robert G. Dreher, subsecretario interino para la División de Medio Ambiente y Recursos Naturales del Departamento de Justicia Federal. “Estas mejoras beneficiarán a más de un millón de personas que residen en el Condado de Bexar, con un enfoque especial en reducir los desbordamientos de aguas residuales en comunidades que han sufrido una carga de contaminación histórica”.

El Departamento de Justica, de parte de EPA, radicó una querella en contra de SAWS alegando que entre el 2006 y el 2012, SAWS tuvo aproximadamente 2,200 desbordamientos ilegales a su sistema de alcantarillado sanitario que descargaron aproximadamente 23 millones de galones de aguas residuales sin tratar en violación a su permiso de descargas bajo la CWA. La causa de estos desbordamientos surge mayormente de problemas en la capacidad del sistema como resultado de un sistema de alcantarillas abrumado por las lluvias, que ocasiona el desbordamiento de aguas residuales no tratadas combinadas con las aguas pluviales en las vías acuáticas locales. EPA confirmó estas violaciones durante una inspección de campo y revisión de documentos en el 2011.

Como parte del acuerdo, SAWS efectuará evaluaciones a nivel de todo el sistema, identificará e implementará medidas de remediación para abordar los problemas que ocasionan o contribuyen a descargas ilegales encontradas durante estas evaluaciones e iniciará un programa para la gestión de la capacidad, operación y mantenimiento del sistema a fin de reducir de manera proactiva los desbordamientos a los alcantarillados sanitarios. El plan será implantado plenamente para el año calendario 2025. En los primeros años del acuerdo de consentimiento, SAWS tomará acciones que resultarán en la reducción de los desbordamientos de alcantarillados sanitarios. Además SAWS realizará el monitoreo para identificar fuentes adicionales potenciales de contaminación bacteriana que podrían contribuir al deterioro de la parte superior del Río San Antonio. (Upper San Antonio River)

La planta de tratamiento de aguas residuales de SAWS rinde servicios para aproximadamente 1.3 millones de personas en el Condado Bexar, que incluye la ciudad de San Antonio. Su sistema de recolección y tratamiento de de aguas residuales consiste de aproximadamente 5,100 millas de líneas de alcantarillado convencional por gravedad, que incluyen aproximadamente 100,000 pozos de registro y 170 estaciones de bombeo.

El mantener las aguas residuales sin tratar y aguas residuales contaminadas fuera de las aguas de Estados Unidos es una de las principales prioridades nacionales de EPA. La iniciativa de EPA se enfoca en reducir los desbordamientos de las alcantarillas, los cuales pueden representar una amenaza significativa a la salud humana y el medio ambiente.

El acuerdo será radicado en el Tribunal de Distrito de EE.UU. del Distrito Occidental de Texas, División de San Antonio y está sujeto a 30 días de comentarios públicos antes de la aprobación final del acuerdo de consentimiento. Una vez que el acuerdo de consentimiento sea aprobado y registrado, SAWS tendrá 60 días para pagar la penalidad civil a los Estados Unidos y al estado de Texas.

El propuesto acuerdo de consentimiento está disponible para la revisión pública en la red en www.justice.gov/enrd/Consent_Decrees.html.

Más información (en inglés) acerca del acuerdo: http://www2.epa.gov/enforcement/san-antonio-water-system-saws-settlement

Más información (en inglés) acerca de la iniciativa nacional de acatamiento de EPA:
http://www.epa.gov/compliance/data/planning/initiatives/2011sewagestormwater.html

Más información (en inglés) acerca de los planes integrados de aguas municipales pluviales y residuales:
http://cfpub.epa.gov/npdes/integratedplans.cfm

Información de EPA en español: www.epa.gov/espanol

Fecha de publicación:07/23/2013 Reciba nuestros comunicados de prensa automáticamente por correo electrónico